Empresarios advierten más despidos si no mejora la situación de la economía

05-02-2016
El panorama no es muy auspicioso tomando en cuenta que las entidades consultadas prevén que este año la actividad será igual o inferior a la registrada en 2015.

En medio de la resilencia que ha mostrado el mercado laboral a la desaceleración económica -con una tasa de desempleo que continúa a la baja y actualmente se ubica en 5,8%-, el mundo privado tiene una visión no muy optimista para los próximos meses.

Conforme al Informe de Percepciones de Negocios que elabora el Banco Central, los empresarios tienen la sensación de un menor dinamismo para el empleo a lo largo del país debido a despidos que se han concretado en sus propias instituciones, a lo que se suma menores horas de trabajo y bajas de los salarios variables.

Según plantea el reporte correspondiente al cuarto trimestre de 2015, una parte significativa de los empresarios consultados no descarta realizar despidos “en la medida que la situación económica general no mejore en lo venidero”. Esta señal se vuelve preocupante tomando en cuenta que la perspectiva para el desempeño de la actividad este año es que tendrá resultados “similares o inferiores” a los registrados en 2015.

En la zona norte del país, la mayoría de las regiones ya ha experimentado cierto ajuste en el mercado laboral debido al menor dinamismo del sector minero, por lo que de haber nuevos despidos “no se harían en lo inmediato”, señalaron los privados.

Sin embargo, si la situación no mejora, gran parte de los consultados estima que será necesario realizar nuevos recortes hacia la segunda mitad de 2016.

En el centro, gran parte de los encuestados señaló haber seguido reduciendo su personal, pero en menor magnitud que en los trimestres previos. Y algunos no descartaron continuar haciéndolo de empeorar el panorama.

El mismo cuadro se repite en la zona sur, ya que varias compañías indicaron haber efectuado o estar planeando despidos en el marco de una estrategia de control de costos que la mayoría ha adoptado. “Los encuestados o anticipan desvinculaciones importantes este año o al menos no las descartan”, cita el informe.

Se acentúa la incertidumbre

Durante el cuarto trimestre de 2015, el desempeño de los negocios de gran parte de los consultados estuvo por debajo de lo esperado e, incluso, con resultados inferiores a los meses previos.

La macrozona norte mostró el panorama de mayor incertidumbre con perspectivas para este año iguales o inferiores a las de 2015.

En el centro del país, las opiniones se dividieron, ya que un porcentaje cree que la economía “aún no ha tocado fondo”, mientras que otros destacaron un mejor desempeño hacia finales del año pasado, pero debido a mayores esfuerzos de venta.

Pese a esto no estiman que el presente ejercicio sea muy distinto al previo, principalmente por tres razones: la incertidumbre del mercado laboral, el ambiente político y los escasos proyectos de inversión.

En el sur, a su vez, esperan que el desempeño de sus negocios sea similar al de 2015, excepto en Puerto Montt, donde serían menores.

Esto último se basa en el débil panorama tanto interno como externo y la incertidumbre asociada a las reformas en curso.

 

DISPAR RESULTADO DE VENTAS DEL COMERCIO EN REGIONES

 

Un dispar curso exhibió el comportamiento del consumo al cierre del año pasado a nivel de regiones, según la medición que realiza la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo de Chile (CNC).
Las zonas de Valparaíso y La Araucanía evidenciaron aumentos en diciembre, comparado con igual mes de 2014, mientras que Biobío registró un resultado cercano a cero.
En términos anuales, sólo la Novena Región exhibió en el pasado ejercicio un crecimiento superior al registrado en 2014.
En la Región de Valparaíso, las ventas de diciembre marcaron un alza anual de 3,7% real, acumulando un incremento de 2,4% durante el 2015.
Biobío, en tanto, evidenció una baja al margen de 0,3% anual en la actividad comercial minorista en último mes del año, promediando una disminución de 1,1% entre enero y diciembre de 2015.
En La Araucanía en diciembre de 2015 se observó un crecimiento de 8% en doce meses, alcanzando un incremento promedio real de 4,1% en el año.
En este caso, de acuerdo a lo informado por la CNC, hubo una influencia notoria de la entrada de argentinos en el último trimestre.
“Para este año el panorama no es muy auspicioso, probablemente volvamos a enfrentar un pobre crecimiento en línea con los resultados de 2015 ya que no hay nada que nos indique un cambio de tendencia”, explicó la gerente de estudios de la Cámara, Bernardita Silva.
“Los niveles de inversión no repuntan, y el aumento del gasto fiscal, que fue gran impulsor del consumo en 2015, no se podrá seguir sosteniendo este año”, agregó la ejecutiva.
Otro factor a considerar, según Silva, son los niveles de confianza, que si bien registraron cierta tendencia creciente en los últimos cuatro meses, “continúan en terreno pesimista, lo que hace pensar que no veremos grandes crecimientos en el consumo de los hogares en el corto plazo”, concluyó.
Estos resultados se dan en un marco donde el consumo se desaceleró en la Región Metropolitana, zona donde se expandieron el año pasado a su menor ritmo desde 2008, al crecer apenas 0,6%.
De esta manera, se comparó incluso negativamente el débil registro del 2014, cuando la actividad del sector se expandió 1,2%.

CONSTRUCCIÓN PIERDE VUELO

 

El reporte del Banco Central sostiene que los rubros ligados a la construcción habitacional siguen siendo los de mejor desempeño, aunque varias empresas consultadas señalaron un menor dinamismo hacia fines de 2015 y en lo que va de 2016.
De hecho, tanto las empresas constructoras e inmobiliarias como sus proveedores de insumos dan cuenta de una mayor incertidumbre hacia el segundo semestre del presente año y 2017.
Por su parte, los contactados ligados a sectores exportadores destacan los beneficios del alza observada por el tipo de cambio, aunque algunos de ellos resienten la caída en el precio de sus productos en los mercados internacionales.
Resalta también el buen desempeño que informan los entrevistados ligados al turismo en lo que va del período estival, especialmente por la presencia de extranjeros.
En el caso de empresas y bancos se admite mayores restricciones en las condiciones financieras. Varios bancos señalan estar realizando esfuerzos importantes para evitar el deterioro de los pagos.
Las compañías entrevistadas afirman una mayor revisión de antecedentes, con aumentos leves de tasas de interés.
A su vez, en distintos sectores se vuelve a señalar el alargue de los plazos de pago a los proveedores y un uso más intensivo del factoring.
Otro aspecto que menciona el informe es que los créditos hipotecarios continuaron siendo la parte más dinámica de las colocaciones, aunque los bancos manifiestan una mayor preocupación por la aplicación de la nueva normativa de provisiones y el desistimiento de promesas, así como por el deterioro de los ingresos y la inestabilidad o pérdida de puestos de trabajo de sus clientes.

Imagen foto_00000003

 

 Leer noticia en portal online del medio.

 

Esta entrada fue publicada en Diario Financiero, Empresas y etiquetada . Guarda el enlace permanente.